Las exportaciones de harina de soja fueron de un total de US$ 57,1 millones durante el mes de enero, lo que representa un crecimiento del 182,4% teniendo en cuenta que en el mismo período del año pasado los envíos fueron de un total de US$ 20,1 millones, según el informe de Comercio Exte­rior del Banco Central del Paraguay (BCP).


En cuanto al volumen exportado durante el primer mes del año, este fue de 132,9 toneladas, lo que sig­nificó un aumento del 117,8%, ya que en enero del 2019 los envíos representaron 61 tone­ladas. En cuanto a la soja en granos, 125,3 toneladas fue­ron exportadas durante el mes de enero, lo que representó un total de US$ 15,4 millones. Estas cifras representan una diferencia positiva de 30,4% con relación al mismo período del año pasado. Los principales destinos del derivado de la soja son Brasil, Israel, Argentina, Unión Europea, Rusia, etc.

PRODUCTOS PRIMARIOS

Por niveles de procesamiento, las exportaciones registra­das de productos primarios han ascendido a un total de US$ 125,2 millones durante el mes de enero del presente año, lo que representa un aumento de 28% respecto al mismo periodo del año ante­rior, cuando los envíos alcan­zaron un total de US$ 97,8 millones, según el informe de Comercio Exterior del Banco Central del Paraguay (BCP). El documento señala que el valor registrado al mes de octubre del presente año incide en un 7% sobre las exportaciones. En el informe de la banca matriz se destaca que los productos de mayor incidencia positiva han sido la harina y el aceite de soja, así como las pieles y los cue­ros preparados. Por parte de la harina de soja durante el pri­mer mes del año, las exporta­ciones fueron por un valor total de US$ 57,1 millones; mientras que el aceite de soja representó un total de US$ 24,7 millones, entre otros productos.

ESTIMACIONES DEL USDA PARA EL 2030

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) prevé que países como Uruguay, Paraguay y Bolivia amplíen su superficie sembrada de soja, con lo que las exportacio­nes aumentarán alrededor del 38% a 11,7 millones de toneladas para 2030/31, agregando 3,2 millo­nes de toneladas a las exportaciones mundiales de soja.

Se proyecta que las exportaciones totales de América del Sur, principalmente en Argentina, Brasil, Guyana, Paraguay y Uruguay, se expandirán en 8,5% durante la próxima década, lo que representa el 7,3% del comercio mundial, menciona el análisis de la consultora Mentu, que se hizo eco del reporte de USDA.

Los supuestos macroeconómicos res­pecto a las proyecciones a largo plazo establecidas por el USDA reflejan las consecuencias económi­cas de la propagación de la pandemia del covid-19, que comenzó a inicios del 2020.