La directora de la Dirección General de Migraciones, María de los Ángeles Arriola, contextualizó la situación actual en la zona del Puente de la Amistad, en la frontera con Brasil, con relación a un decreto municipal de toque de queda de Foz de Iguazú y una barrera sanitaria, el cual no tiene fuerza a nivel gobierno federal, explicó en contacto con Universo 970 AM y GEN.

Al respecto, Arriola señaló que se estarán reuniendo con los pares brasileños, ya que lo que se pretende implementar en Foz es solicitar la prueba PCR con resultado negativo a todos los paraguayos que ingresen al citado territorio brasileño; y también en el caso de que no tenga respaldo del gobierno federal para su aplicación fronteriza.

Decreto tiene validez municipal

“Esto es con relación a la supuesta ocupación masiva de paraguayos en los hospitales de Foz, por lo cual la Sra. Taigen había solicitado una lista para corroborar si se trata realmente de paraguayos, pero todavía no pasaron esa lista”, comentó en relación a la solicitud de Said Taigen, representante de la Cámara de Comercio y Servicios de Ciudad del Este.

Precisó, igualmente, que la obligatoriedad del test para el ingreso al Brasil depende única y exclusivamente del Gobierno Federal y no del municipio, lo cual todavía no tiene aprobación, y por más que se llegue a una carga administrativa o especie de multa para los que quieran ingresar a Foz sin PCR, no tiene autoridad para expulsar.

No obstante, aseveró que lo mejor será una conversación con los representantes del lado brasileño, para conocer las medidas consideradas por ellos que sean necesarias, de modo a que las autoridades locales también puedan estar al tanto para lidiar con el proceso.

Arriola recordó que en el lado paraguayo ya se quiso implementar controles puntuales, pero al no contar con la infraestructura ni la logística para el efecto, es que a los paraguayos que ingresan se les da 24 horas para presentar un resultado negativo, mientras que a los extranjeros que quieran ingresar más de 30 kilómetros ya se les rechaza.

Aglomeración

Por otro lado, en cuanto a quejas por aglomeraciones, explicó que el proceso migratorio se realiza dentro de una oficina, que de hecho es chica y en la que también se encuentran los personales de Salud, quienes realizan la parte sanitaria, mientras Migraciones lo que respecta a documentos, y esa es la preocupación.

“El trámite migratorio dura entre 15 a 18 segundos por persona, y la temporada alta ya bajó un poco más, actualmente tenemos un promedio de unas 200 a 280 personas que ingresan por día, y de hecho la oficina necesita una reestructuración porque son varios trámites que se realizan y muchas personas que ingresan”, expresó.

Fuente:https://www.lanacion.com.py/negocios/2021/02/22/migraciones-preve-reunirse-con-el-lado-brasileno-para-conocer-posibles-nuevas-medidas/