La viceministra de Educación, Alcira Sosa, señaló este sábado que continúa el plan de volver a clases presenciales el próximo 21 de febrero, salvo que se den índices altos de contagios con el COVID-19 en algunos distritos del país. Más de 1.500.000 estudiantes retornarían a las aulas.

“El plan es iniciar de manera presencial el 21 de febrero. El año pasado ya tuvimos esta situación y las instituciones que estaban en distritos con altos niveles de contagio aplicaban el protocolo de ir dos semanas a distancia y luego retomábamos presencial”, dijo la viceministra en una entrevista con Telefuturo.

Mencionó que los protocolos sanitarios están claramente establecidos en caso de haber algún brote en las escuelas y colegios, por lo que la postura del Ministerio de Educación y Ciencias es volver a clases presenciales para recuperar el nivel de aprendizade perdido a causa de la pandemia del COVID-19.

Sosa indicó que, el año pasado, las instituciones educativas de sectores urbanos fueron las más afectadas por los brotes del COVID-19, pero, pese a esta situación, el 2021 se pudo terminar con el 70% de la matrícula a nivel país en modalidad presencial, cerca de 1.050.000 estudiantes aproximadamente.

“No hemos tenido casos de contagios masivos en las instituciones porque se han aplicado los protocolos correspondientes, que ya es un proceso muy internalizado por todos los miembros de la comunidad educativa. Permanece la premisa de que lo último que debe cerrarse es la escuela. Por ahora más de 1.546.000 retornarían a la modalidad presencial desde educación inicial, incluyendo educación de personas jóvenes y adultas”, agregó.

La viceministra indicó que en el 2021 se demostró también la capacidad y responsabilidad de los estudiantes, padres y docentes en el cumplimiento de los protocolos sanitarios para culminar el proceso en modalidad presencial, pese a la situación epidemiológica atravesada en su momento en el país.

FUENTE LA NACION