El ministro de Agricultura y Ganadería, Moisés Santiago Bertoni, defendió una vez más la producción y los mecanismos nacionales que se centran en la actividad sostenible con la incorporación de tecnologías, alegando que las acciones proteccionistas no garantizan soluciones duraderas.

Fue durante su participación en el Global Forum for Food and Agriculture (GFFA), realizado en Berlín, Alemania, ocasión en la que mantuvo reuniones con ministros de Agricultura de varios países, a más de participar de foros en el marco del encuentro.

“Los sistemas productivos y la interconectividad de las cadenas de valor representan oportunidades así como desafíos, pero nadie es autosuficiente en la producción agropecuaria y las acciones proteccionistas no traerán soluciones duraderas”, expresó el titular del MAG.

Asimismo, reconoció que estos procesos requieren que la agricultura sea económicamente viable, proporcione ingresos y condiciones de trabajo decente para los agricultores, trabajadores rurales y comunidades agrícolas, por lo que se debe dar especial atención a los pequeños productores que precisan de asistencia continua.

Subrayó a la vez la necesidad de potenciar la producción de manera responsable a través de la promoción de enfoques basados en la ciencia, apuntando a una intensificación sostenible, la transferencia de tecnología y un avance decisivo en la reforma de las reglas del comercio agropecuario, es decir, “los sistemas productivos deben reformarse”.

Con relación a las afectaciones que las actividades agropecuarias llegan a ocasionar al medioambiente en términos globales, mencionó que la agricultura representa el 22% de las emisiones de gases de efecto invernadero, pero con las buenas prácticas se podría contribuir a la captura de carbono, ayudar a conservar el suelo, el agua y la biodiversidad.

Motor de la economía

“En Paraguay utilizamos la siembra directa hace más de 30 años, incorporamos biotecnología, rotación de cultivos, agricultura de conservación, uso de abonos verdes, con un aumento de productividad y producción, sin aumentar el uso de recursos naturales. Esto nos permite producir alimentos 11 veces del tamaño de nuestra población y posicionarnos como uno de los principales exportadores de soja, carne, azúcar orgánica y otros productos agropecuarios, respetando la naturaleza”, resaltó Bertoni.

Remarcó igualmente que para los países en desarrollo, la agricultura es el motor de la economía, que en Paraguay representa 1 de 4 empleos, cerca del 60% de las exportaciones totales y el 25% del PIB.

Es así que el vínculo entre la agricultura y el desarrollo es muy claro, aseveró, instando a implementar e impulsar soluciones conjuntas que respeten el principio de responsabilidades comunes pero diferenciadas. La inclusión real implica coordinación, entendimiento y un diálogo genuino que permita comprender y aceptar las diferencias de los sistemas productivos. Por lo tanto, “la agricultura es parte de la solución, no del problema”, insistió.


ORIENTACIÓN

En todos los Países Democráticos, con Estados de Derechos y Libertad. 
“Toda persona tiene derecho a presumir su INOCENCIA, mientras no se demuestre Judicialmente lo contrario".

(Art. 17 de la Constitución paraguaya)